Forma de Usar

 

Primero hay que mencionar que los terapistas florales, no elaboramos las esencias, el kit se compra en el exterior.  Luego en la consulta el  terapeuta en base a la información que le ha dado el paciente, más la experiencia, dominio de esta terapia y otras herramientas más,  seleccionará 5 esencias, de las cuales se tomará las gotas que estime conveniente de cada esencia madre, y se colocará en un frasco gotero de 30 ml con agua mineral y entre 10 y 25% de brandy. También se puede utilizar  vinagre de manzana como conservante para las personas que no puedan tomar alcohol o para los bebés.

Yo las potencializó con un símbolo de Kryon y lo activo con el hoponopono más  la numerología con la vaya a apoyar al paciente o cliente.

Según sea el caso las Flores de Bach se deberá tomar unas 5 veces al día, 5 gotas debajo de la lengua,  siendo las tomas más importantes cuando la persona se despierta y se va a dormir.  O se agregan unas 10 gotas en una botella de agua de 30 ml para tomar a sorbitos durante el día, el buen resultado de la terapia es determinado a través de la frecuencia de tomas y no por la cantidad de remedio ingerido.

 

 

Hay también casos en que se  prescribe varias dosis seguidas si se requiere rápida impregnación.

Para las aplicaciones locales se pueden administrar las esencias a través de la preparación de cremas, aceites, lociones, colirios y vaporizadores. Las Flores de Bach pueden ser administradas con total seguridad en bebés, mujeres embarazadas, y ancianos. También en animales y plantas, áreas en las que existe bastante experiencia y de éxito comprobado.

Autor entrada: admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *